Back

ABOGADO FIDUCIARIO EN CONTRATO DE ARRAS (ESCROW INMOBILIARIO)

Después de meses buscando una vivienda que responda a tus necesidades, encuentras una casa en la que te imaginas viviendo. Sin embargo, toda la ilusión se va al traste cuando descubres que detrás de la venta hay una persona sin escrúpulos que quiere estafarte.

Convertirse en propietario es uno de los momentos más importantes que experimentamos a lo largo de nuestra vida. Este paso debe meditarse a conciencia, seleccionando oferta y fijando un presupuesto. Pero más allá de todo el proceso, hay determinados aspectos que pueden hacer saltar las alarmas, por lo que actuar con precaución, dejando a un lado la impulsividad deben marcar nuestros pasos a la hora de comprar una vivienda. Ante ciertas prácticas alejadas de la legalidad, debemos actuar con sentido común y estar prevenidos.

Contrata los servicios de Lesseps Legal como abogado fiduciario (ESCROW) experto en derecho penal y te garantizarás:

1.- Que ninguna persona podrá estafarte las arras penitenciales abonadas.

2.- Que la operación de compra venta se ejecutará sin sorpresas de un supuesto estafador que ha requerido arras a distintas personas.

3.- Que las cantidades en depósito entregadas a un tercero en una operación de compra venta inmobiliaria no se las va a apropiar.

 

SERVICIO QUE OFRECEMOS

1.- Tras estudiar el contrato de arras penitenciales, recibimos en depósito las arras penitenciales del comprador de una vivienda.

2.- Una vez formalizada la escritura de compraventa, nos ponemos en contacto con el notario para que nos comunique si la operación se ha realizado con éxito. En ese momento, abonamos las arras penitenciales al vendedor.

De esta manera evitamos que por ejemplo un ciudadano de África, Asia o América por poner un ejemplo, cobre las arras a numerosos interesados en la compra y se marche a su país con el importe de lo cobrado, estafando el dinero entregado al supuesto vendedor propietario de la vivienda.

Contacte con nosotros, con gusto le atenderemos. 

 

 

 

 

 

Sin comentarios

Deja tu comentario